viernes, 18 de abril de 2014

ensalada rusa con atún


En Costa Rica se denomina "ensalada rusa" a la preparación a base de la remolacha (vegetal que también se conoce como betabel, betarraga). Es curioso porque en otros países y regiones el nombre de la ensalada incluye otros ingredientes. 

La base común incluye dos remolachas, 3 papas y 2 zanahorias. Todo cocinado y picado en cuadritos y mezclado con mayonesa al gusto. A partir de aquí según el gusto personal, se añade huevo duro picado como primer ingrediente extra. Se adereza con sal, jugo de limón y/o vinagre blanco. 
 
Algunos añaden un poquito de salsa de mostaza, culantro o apio. En mi familia para la época de Semana Santa se prepara con los ingredientes básicos, se omite el huevo duro, pero se añade 1 lata de atún. Esto le da cuerpo y un sabor extra a la ensalada. Contando con la gran variedad de atunes, como ahumado, vegetales o escabeche, cada lata proporciona un sabor particular. 
Les invito a prepararla en cualquier ocasión, servir acompañada de lechuga, aceitunas, palmito o cualquier otro ingrediente de su agrado. 

tortas de camarón seco.


El camarón seco es el resultado de haberlos secado al sol, al igual que otros crustáceos como los langostinos. Este proceso les reduce su tamaño pero intensifica los sabores, por lo que hace que se emplee molido como condimento en gran parte de las cocinas asiáticas. En Costa Rica se luce mucho para ésta época de Semana Santa, siendo la mayor preparación en arroz con camarones. En el Caribe se les añade leche de coco y chile picante, generando nuevos sabores.

Tiene la garantía que dura bastante tiempo en su conservación, por lo que si no se usa en estos días, puede realizar otras recetas más adelante. Buscando una nueva forma de saborearlo, elaboré estas tortas, donde originalmente pensé que hacerlas con papa, idea que me parece también acertada (aunque pendiente), pero terminé usando plátanos verdes.


Empiece por hidratar 1 taza de camarones secos con 1 lata de cerveza (la que guste!), déjelos reposar un par de horas. Luego lleve a cocinar, con el mismo liquido de la cerveza, añade 1 taza de agua y 1/2 taza de vino de cocinar. No incluya condimentos! En unos 15 minutos tapados ya estarán suaves. Escurra y procese para convertirlos en puré o una pasta suave. 

Aparte cocine 2 plátanos verdes (o guineos) en agua con sal, cuando estén suaves los maja en puré. Añada el puré de camarón, 2 cucharadas de masa de maíz, 1 huevo y condimente con "sazón completa" de hierbas. 

Forme tortas y fría en aceite (podría considerarse hornear) hasta que estén doradas. Para acompañar el café, para ajustar en almuerzo, para picar a media mañana.


pan de queso, masa y harina

Les comparto una receta que incluye tanto harina de trigo, como harina de maíz. Una propuesta del proyecto Tradiciones de Costa Rica, de la Universidad de Costa Rica, en el curso de comidas tradicionales, con la participación de personas adulta mayor. 
Fotografía Tradiciones de Costa Rica TCU
Ingredientes
1/2 taza de agua tibia
1 1/2 cucharadas de levadura granulada
1 pizca de azúcar
2 tazas de harina de trigo refinada o integral
1 taza de harina de maíz (maíz blanco o amarillo)
2 huevos,
1 cucharada de sal
1/2 taza de leche tibia
1 barra de margarina suave
1/2 taza de queso blanco rallado con poca sal.
1 yema de huevo

Procedimiento
En un tazón coloque la levadura con el agua tibia y la pizca de azúcar y disuelva. Deje reposar la levadura por diez minutos. En un tazón aparte mezcle la leche, levadura, margarina, la mitad de las harinas y los dos huevos. Agregue la sal y queso, y amase incorporando el resto de las harinas, hasta obtener una masa homogénea y de textura lisa y elástica.

Deje reposar la masa por treinta minutos. Con las manos enharinadas, tome pequeñas porciones de masa y forme los bollitos. Coloque los bollitos en una bandeja previamente engrasada y enharinada, tape la bandeja con un limpión y deje reposar por treinta minutos más. En una taza bata bien la yema de huevo y con ayuda de una brocha barnice cada bollito.
Precaliente el horno a 275 oC por unos cinco a diez minutos e introduzca la bandeja. Hornée por 20 minutos o hasta que el pan dore.
Nota: En mi aporte personal a la receta, debo indicar que es importante contar con extra de harina para dar el punto de manejo a la masa, así para el momento de armar los bollitos. También incluí un poquito de condimento de hierbas para resaltar sabores, pero la receta original funciona muy bien!


jueves, 10 de abril de 2014

cajeta flor de itabo


La flor de itabo o flor de izote, florece en los meses de marzo y abril en el verano de Costa Rica. El paisaje se viste de bellos puntos blancos y sus espigadas flores. Si bien es la Flor Nacional de El Salvador, en nuestro país es platillo tradicional de la época y se luce en varios platillos salados. 


Pero también la creatividad de la gente la ha llevado a figurar en este dulce de leche, conocido como cajetas. Les comparto una receta básica de la misma. 

Requiere como ingredientes 1 litro de leche, 3 tazas de azúcar corriente, 1 taza de azúcar moreno, 1 taza de leche en polvo, 8 clavos de olor y 2 astillas de canela, 1 cucharada de vainilla, 1 flor de itabo pequeña (solo pétalos), semillas o pasas (1/2 taza).

Diluya en una olla la leche con azúcar, ponga a fuego medio con la vainilla, clavos de olor y canela. Mueva hasta que alcance el primer hervor. Retire la canela. Siga moviendo para que seque el líquido y se espese la preparación. Preferible con una cuchara de madera, procurando siempre raspar el fondo de la olla. Cuando se logra ver el mismo y la miel se desprende de las paredes, incorpore la flor de itabo y las semillas y/o pasas.


Pase la mezcla a una superficie húmeda y siga moviendo para que enfrie, al tiempo que le va añadiendo en cucharadas la leche en polvo y ayude a terminar de tomar consistencia. Mover, es la dinámica de las cajetas.  Puede extender toda la mezcla en forma rectangular y cuando está completamente fría cortar en trozos, o bien tomar cucharadas y colocar en cápsulas de papel y quedan listas para servir. 

miércoles, 9 de abril de 2014

pan salado casero


Esta es una opción de pan salado, que también se prepara en los días de Semana Santa, para rezos y celebraciones con café o té.

Mezcle en un recipiente grande 1 kilo de harina,  4 barras de mantequilla (120 gramos c/u), 1 taza de leche líquida, o bien 4 cucharadas de leche pinito disueltas en agua, 3 cucharaditas de polvo de hornear (royal), 1 taza de queso blanco molido y sal al gusto pero que sea muy poquita, considerando el nivel de sal que tenga el queso.

Mezcle al inicio los ingredientes con una cucharada y de a poco vaya usando las manos. Revuelva bién para disolver los ingredientes, amase bastante, y añada poquitos de agua para ir dando humedad y formar una pasta que no se pegue en las manos.


Haga pequeñas bolitas y estire con sus manos sobre una superficie, hasta formar rollitos. Los cierra en forma de rosca. Pase a un molde engrasado y enharinado y lleve a horno moderado 350°, por unos 20 minutos hasta que doren. Puede usar la mitad de los ingredientes para una menor cantidad de pan.

pan dulce casero


El pan dulce casero se hace en Costa Rica para la Semana Santa. Pero es una receta que siempre está presente a lo largo del año, pues siempre es bien recibido para los tiempos de café y varias celebraciones más. Es importante señalar el uso de levaduras en las recetas de pan, punto que hace crecer las masas y la diferencia de ellas en su funcionamiento. 

Está la levadura prensada, que viene en bloques; se le conoce también como levadura de cerveza o levadura fresca, hay que mantenerla en refrigeración y tiene una duración más corta de conservación. Casi no se usa en recetas caseras. Luego está la levadura GRANULADA, o seca activa, que es deshidratada. Hay que rehidratarla en líquidos antes de añadir a la masa, tan solo hay que tener cuidado la temperatura del agua, si está muy fría no se activa y si está demasiado caliente puede fallar. De ahi que el agua debe ser tibia. 

Y está la levadura instantánea seca o levadura de panadería. No necesita rehidratarla en líquidos, se añade directo a la masa. Esta levadura, al igual que la granulada, al mezclarse con los demás ingredientes, sí hay que dejar que la masa repose para que haga crecer la preparación. 

Le comparto un par de opciones de pan dulce con las diferentes levaduras. En levadura instantánea, requiere 
4 tazas de harina
250g. de margarina (2 barritas)
3 cdas. de levadura instantánea
3 huevos
½ taza de leche
½ taza de azúcar

Cernir la harina y colocar en un bowl , adicionar la margarina e ir mezclando con los dedos hasta hacer una borona.

Con la borona lista formar un volcán en la mesa de trabajo, adicionar la levadura, de seguido los huevos y el azúcar, mezclar muy bien las manos, adicionar poco a poco la leche hasta el punto de formar una masa homogénea.

Divida la masa en porciones y trabájela formando el pan de la forma deseada, coloque en una bandeja engrasada y enharinada, deje reposar cubierto por unos 20 minutos hasta que duplique de tamaño.

Pasado el tiempo de reposo, barnice con huevo batido y hornee por unos 15 minutos en horno precalentado a una temperatura de 180ºC hasta que dore.


Otra opción con levadura granulada: requiere 1 ¼ tazas de agua, 2 y 1/2 tazas de harina,  4 huevos, 1 taza de azúcar blanca, 1 ½ cucharadita de sal, 2 cditas de levadura granulada,1/2 cucharadita de azúcar, 2 cucharadas de leche en polvo y 1 barra de margarina (120gr).

Inicie disolviendo la 1/2 cucharadita de azúcar en la mitad del agua tibia, añada la levadura;  aparte mezcle la leche en polvo con la otra mitad del agua.  Luego junte ambas mezclas y empiece añadir harina de a pocos. Vaya amasando para que se una bien. Incorpore huevos, sal y azúcar y siga amasando. Agregue la margarina y amase hasta que tenga una masa lisa, elástica y no pegajosa. Puede requerir más harina según la temperatura del ambiente. 

Divida la masa en bolitas pequeñas, unas 20 aproximadamente, estire con las manos en rollitos y deles forma de espiral. Pase a una bandeja engrasada y enharinada. Tápelos con una tela limpia y deje crecer una media hora. Luego barnice con un poquito de agua para darles humedad.

Precaliente el horno a 480°F (240ºC) por cinco minutos antes de hornear el pan. Introdúzcalos y baje la temperatura a 400°F (200°C) y hornee por unos 20 a 25 minutos. Cuando estén firmes, los retira.

Opcional mezclar azúcar y canela y rociarlos al salir del horno, para darle un poquito de brillo y más color. Deje enfriar y disfrute.